«QUE SE HAGA JUSTICIA», PIDEN LOS PADRES DEL ADOLESCENTE ATROPELLADO DURANTE EXCURSIÓN ESCOLAR

«QUE SE HAGA JUSTICIA», PIDEN LOS PADRES DEL ADOLESCENTE ATROPELLADO DURANTE EXCURSIÓN ESCOLAR

Los padres de Thiago Samuel Corpus, el estudiante de 14 años que murió el miércoles tras ser atropellado en el barrio porteño de Puerto Madero cuando participaba de una excusión escolar, reclamaron “que se haga justicia” por su hijo y que el conductor de la camioneta “no quede libre”.

“Yo quiero justicia, que esto no ocurra más porque no puede ser que en una escuela preparen excursiones y que vaya tan poca gente. Mi hijo no se recupera más, pero yo quiero justicia”, exclamó Alberto, en declaraciones a los periodistas en la localidad de San Francisco Solano donde viven.

También Mónica reclamó: “Yo quiero justicia, que este muchacho no quede libre porque así como fue mi hijo puede ser cualquiera. Y para la escuela pido que haya una sanción, por lo menos para la directora, porque fue un descuido de ellos”

Los padres de Thiago se quejaron porque del colegio donde asistía su hijo no recibieron las explicaciones que esperaban, que les dijeron que el adolescente estaba en el hospital cuando ya había fallecido y que les comunicaron su muerte dos horas y media después de ocurrida.

El siniestro ocurrió el miércoles a las 14, sobre la avenida de los Italianos al 600, cuando el alumno participaba de una excursión junto a sus compañeros de la escuela secundaria Número 54 de San Francisco Solano, Quilmes.

Aparentemente, cuando el chico cruzó la calle detrás de unos compañeros fue atropellado por un joven de 20 años, que conducía una camioneta Volkswagen Amarok, quien se encuentra detenido.

En la mañana de ayer, los padres del estudiante dijeron que el objetivo de la excursión era recorrer la reserva ecológica de la ciudad de Buenos Aires, pero que “estaba cerrada” y que los 47 alumnos y 4 adultos de la escuela de San Francisco Solano estaban en un predio de los alrededores cuando se produjo el hecho.

“Me mandó mensajes a las 12.30 y me decía ‘Mamá te amo, estoy pasándola bien’ y yo le dije ‘Disfrutá hijo y después a la tarde nos vemos’. Ese es el último mensaje que tengo”, narró la mamá.

El padre sostuvo que Thiago “no era inquieto, era sano” y consideró que “no puede ser que porque 47 chicos vayan con 4 maestros que le haya pasado esto y vengan y te digan ‘lo siento’ y ya está”.

“Del colegio no dijeron nada, no dieron explicación. Yo me enteré esto por los compañeros. Solo nos dijeron ‘lo siento’”, sostuvo Alberto y, sobre la tardanza en la comunicación del fallecimiento, afirmó que “el nombre de Thiago ya se estaba diciendo en los noticieros y nosotros no sabíamos nada”.

“Los chicos están todos traumados porque lo presenciaron, lloraron, algunos con vómitos y así los dejaron en la escuela. No hubo una contención”, se quejó.

Según informó el miércoles el director del SAME, Alberto Crescenti, el adolescente sufrió «un fuerte traumatismo de cráneo que fue el causal de su muerte inmediata», por lo que indicó que los médicos del servicio de emergencia «no pudieron hacer nada» para salvarle la vida.

La causa quedó a cargo del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Número 16 y el conductor de la camioneta quedó imputado por homicidio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *